El ranelato de estroncio (Osseor, Protelos) se ha asociado a un incremento del riesgo de infarto de miocardio, según ha alertado la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS, 16 de abril).

Hace un año se alertaba del riesgo de tromboembolismo venoso y reacciones dermatológicas graves en pacientes tratados con ranelato de estroncio (noticia marzo 2012).

Aunque la Agencia europea ha anunciado que revisará la relación beneficio-riesgo del ranelato de estroncio, estos riesgos superan los posibles efectos beneficiosos en la osteoporosis en mujeres postmenopáusicas y en hombres con alto riesgo de fractura.