Los pacientes tratados con metformina tienen menor riesgo de cáncer que los tratados con una sulfonilurea, según los resultados de un estudio observacional (Diabetes Care 2012;35:119-24).

Varios estudios observacionales han sugerido que el tratamiento con metformina en pacientes diabéticos se asocia a una menor incidencia de cáncer (noticia noviembre 2010). Se ha publicado un estudio retrospectivo de base poblacional holandés en el que se registró la incidencia de cáncer en 85.000 pacientes diabéticos que habían iniciado monoterapia con metformina o con una sulfonilurea. Durante un seguimiento de hasta 10 años, los tratados con metformina presentaron un 10% menos de cáncer en general que los tratados con una sulfonilurea. En particular, se registró menor riesgo de diferentes tipos de cáncer, como esófago, estómago, colon, hígado, páncreas, pulmón, mama y próstata. La disminución de la incidencia de cáncer se relacionó con las dosis de metformina.

Los efectos antineoplásicos de la metformina se han atribuido a la reducción de la glucemia y la insulinemia, pero también a una acción directa, independiente de la insulina, por estimulación del gen LKB1 supresor de tumores (BMC Medicine 2011;9:33).