Un panel asesor de la FDA ha recomendado la aprobación de un dispositivo para cerrar la orejuela auricular para prevenir el ictus y evitar la necesidad de tratamiento anticoagulante (Reuters, 11 diciembre).

En un ensayo publicado en 2009 con 707 pacientes con fibrilación auricular no valvular, una técnica percutánea de cierre del apéndice auricular izquierdo tuvo una eficacia no inferior al tratamiento con warfarina. Sin embargo, se observó una tasa más elevada de efectos adversos por complicaciones de la técnica quirúrgica (Lancet 2009;374:534-42). En el editorial acompañante se concluía que hasta que no se disponga de estudios a más largo plazo no se puede recomendar todavía esta técnica y, a pesar de sus limitaciones, la warfarina se considera de elección (Lancet 2009;374:504-6).