Archivos

Usted está viendo actualmente el archivo October 2012
Categoría: Eficacia
Los efectos beneficiosos del ácido acetilsalicílico (AAS) después del diagnóstico de cáncer colorectal puede depender de mutaciones en el gen PIK3CA, según un estudio reciente (NEJM 2012;367:1596-606).

Se evaluaron los datos de 964 pacientes con cáncer de colon o de recto procedentes de dos estudios de cohortes (el Nurses’ Health Study y el estudio de seguimiento Health Professionals), con información sobre el uso de AAS tras el diagnóstico y la presencia de mutaciones del PIK3CA. Un 17% presentaban tumores con mutación del PIK3CA. Durante unos 12 años de seguimiento, un 41% de los pacientes murieron. Entre los pacientes con mutaciones del PIK3CA, el uso de AAS se asoció a una reducción de un 82% de la mortalidad por cáncer colorectal y de un 46% de la mortalidad por todas las causas, en comparación con los no usuarios. Entre los pacientes sin mutaciones, el AAS no mostró efecto sobre la supervivencia. Aunque se necesitan más estudios para confirmar estos hallazgos, la mutación del PIK3CA podría ser un biomarcador útil para el tratamiento adyuvante del cáncer colorectal (NEJM 2012;367:1650-51).

 

Categoría: Eficacia
Se ha anunciado la detención precoz de un estudio sobre una intervención intensiva para modificar estilos de vida en pacientes diabéticos porque la pérdida de peso no se acompaña de una reducción del riesgo cardiovascular, según una noticia del National Institutes of Health (NIH News, 19 de octubre).

En el ensayo clínico Look AHEAD, 5.145 pacientes diabéticos obesos o con sobrepeso fueron aleatorizados a una dieta y ejercicio intensivos o bien a educación general de la diabetes. Aunque los pacientes del grupo de intervención intensiva perdieron más peso que los controles (un 5% frente a un 1% del peso inicial), no se asoció a una reducción de los acontecimientos cardiovasculares tras 11 años de seguimiento. Sin embargo, la mortalidad cardiovascular fue baja en los dos grupos y la intervención se asoció a otros efectos beneficiosos, como menos apnea del sueño, menos necesidad de tratamiento hipoglucemiante, más movilidad física y mejor calidad de vida.

 

Categoría: Eficacia
Los inhibidores de las prostaglandinas y los bloqueadores de los canales de calcio se han mostrado más eficaces que otros tocolíticos para retrasar el parto y mejorar los resultados fetales y maternos, aunque ningún tocolítico ha mostrado reducir la morbimortalidad neonatal, según los resultados de una revisión sistemática ( BMJ 2012;345:e6226).

Para el tratamiento tocolítico con el fin de retrasar el parto pretérmino se han evaluado varios fármacos, como estimulantes beta-adrenérgicos (ritodrina), sulfato de magnesio, inhibidores de las prostaglandinas (indometacina), bloqueadores de los canales de calcio (nifedipina), o bloqueadores de los receptores de la oxitocina (atosibán), entre otros. En este metanálisis se incluyeron 95 ensayos clínicos sobre tratamiento tocolítico en mujeres con riesgo de parto prematuro. En comparación con placebo, la probabilidad de retrasar el parto 48 horas fue más alta con los inhibidores de las prostaglandinas (OR=5,39), seguido de sulfato de magnesio, bloqueadores de los canales de calcio, estimulantes beta-adrenérgicos, y atosibán. Ningún tipo de tocolítico fue más eficaz que placebo para reducir el síndrome de dificultad respiratoria neonatal ni la mortalidad neonatal. En comparación con placebo, los efectos adversos que requirieron un cambio de medicación fueron más frecuentes con los estimulantes beta-adrenérgicos (OR=22,68), el sulfato de magnesio (OR=8,15) y los bloqueadores de los canales de calcio (OR=3,80).