Archivos

Usted está viendo actualmente el archivo February 2014
Categoría: Eficacia
En el último número electrónico del Australian Prescriber se revisan los datos sobre la eficacia y la toxicidad del glicopirronio en la EPOC (Aust Prescriber 2014; 21 febrero). Aunque es más eficaz que el placebo, no se sabe si las mejoras de la función pulmonar se traducen en una mejora de los parámetros clínicos. Se concluye que, con los datos disponibles, no parece ofrecer ventajas sobre otro anticolinérgico.

 

Categoría: Eficacia
En pacientes con enfermedad de Alzheimer, el citalopram puede reducir la agitación pero se asocia a efectos adversos cognitivos y cardíacos, según los resultados de un ensayo clínico reciente (JAMA 2014;311:682-91).

Ciento ochenta y seis pacientes con probable enfermedad de Alzheimer y agitación fueron aleatorizados a recibir citalopram (hasta una dosis de 30 mg al día) o bien placebo. Ambos grupos también recibieron una intervención psicosocial. A las 9 semanas, se observaron mejorías en las escalas de agitación en el grupo tratado con citalopram y una reducción del estrés del cuidador, en comparación con el grupo placebo. Sin embargo, los pacientes tratados con citalopram presentaron más deterioro cognitivo y más incremento del intervalo QT. Dados estos efectos adversos, los autores consideran que en general no se puede recomendar el citalopram a esta dosis como un tratamiento alternativo.

Como se concluye en el editorial acompañante, hay que priorizar las medidas no farmacológicas y evaluar de manera cuidadosa la relación beneficio-riesgo del tratamiento farmacológico para ayudar a optimizar el grado de funcionalidad y la calidad de vida de los pacientes con demencia (JAMA 2014;311:677-8).

 

En el último número del Australian Prescriber se revisan dos nuevos fármacos para el tratamiento de la diabetes: la alogliptina, el quinto inhibidor de la DPP4, y la canagliflocina, un inhibidor del cotransportador 2 de sodio y glucosa.

En el mismo número, se revisa el mecanismo de acción del nuevo grupo de fármacos que aumentan la excreción renal de glucosa y sus datos de eficacia y toxicidad.

Como se concluye en uno de los artículos, la metformina ha mostrado reducir la mortalidad en pacientes diabéticos y se considera el fármaco de primera línea para el tratamiento de la diabetes (Aust Prescr 2014;37:2-5). El seguimiento de las recomendaciones y precauciones de uso puede prevenir la aparición de algunos efectos adversos que pueden ser graves, como la acidosis láctica (BFVC 2007;5:9-11).