Archivos

Usted está viendo actualmente el archivo September 2011
Categoría: Toxicidad
Los pacientes tratados con un antidepresivo ISRS junto con un antiagregante plaquetario tras un infarto de miocardio tienen más riesgo de hemorragia, según los resultados de un estudio de cohortes (CMAJ, 26 septiembre).

Los antidepresivos ISRS se han asociado a episodios de hemorragia digestiva. En un estudio a partir de la base de datos GPRD británica, se concluye que los antidepresivos que más bloquean la recaptación de serotonina aumentan el riesgo de hemorragia digestiva (Arch Gen Psychiatry 2011;65:795-803). En cambio, en un estudio de casos y controles en varios hospitales de España e Italia, no se observó un aumento significativo del riesgo de hemorragia digestiva asociada al uso de ISRS (PLoS ONE 2011;6:e19819).

En este estudio de cohortes retrospectivo se incluyó a 27.058 pacientes tratados al alta con ácido acetilsalicílico (n=14.426), clopidogrel (n=2.467), AAS y clopidogrel (n=9.475), AAS y un ISRS (n=406), AAS, clopidogrel y un ISRS (n=239), o clopidogrel y un ISRS (n=45). En comparación con el uso de AAS solo, la combinación de un ISRS y un antiagregante plaquetario se asoció a un aumento del riesgo de hemorragia (HR d’1,42 en los tratados con AAS e ISRS, de 1,76 en los tratados con clopidogrel e ISRS, y de 2,35 en los tratados con AAS, clopidogrel e ISRS). En comparación con el tratamiento dual con AAS y clopidogrel, la adición de un ISRS también aumenta el riesgo de hemorragia. A pesar de las limitaciones propias de la naturaleza observacional del estudio, los autores recomiendan precaución a la hora de prescribir un ISRS a los pacientes con depresión tras un infarto de miocardio.

 

Destacamos algunos artículos de reciente publicación:

  • Un metanálisis sobre los efectos beneficiosos y los riesgos del AAS en prevención primaria cardiovascular (Am Heart J 2011;162:115-124).
  • Nueva guía de la Academia Americana de Pediatría sobre el diagnóstico y el tratamiento de las infecciones urinarias en niños menores de 2 años (Pediatrics 2011;128:595-610).
  • Un boletín sobre el tratamiento de la bronquiolitis y la laringitis agudas (Infac 2011;19:41-46).
  • Una revisión sistemática sobre el uso de antibióticos sin prescripción en todo el mundo (Lancet Infect Dis 2011;11:692:701).

 

Categoría: Eficacia
La pregabalina se ha mostrado menos eficaz que la lamotrigina en pacientes con epilepsia parcial recientemente diagnosticada, según un ensayo clínico reciente (Lancet Neurol 2011;10:881-90).

En un ensayo clínico de fase III de no inferioridad se comparó la eficacia y la tolerabilidad de pregabalina y lamotrigina en monoterapia en 660 pacientes con epilepsia parcial de diagnóstico reciente. Un 52% de los pacientes tratados con pregabalina se mantuvieron libres de convulsiones durante 6 meses o más, frente a un 68% en el grupo de lamotrigina. La incidencia global de efectos adversos fue similar, pero el mareo, la somnolencia, la fatiga y el aumento de peso fueron más frecuentes en el grupo de pregabalina que en el de lamotrigina.

Según el editorial acompañante, en pacientes con epilepsia de diagnóstico reciente ninguno de los nuevos antiepilépticos se ha mostrado más eficaz que los tratamientos estándar, y sólo la lamotrigina parece mejor tolerada que los antiepilépticos clásicos en ensayos comparativos. Sin embargo, algunas cuestiones como la dosis o la frecuencia de convulsiones resaltan la dificultad de los estudios comparativos entre antiepilépticos (Lancet Neurol 2011;10:866-7).

 

Categoría: Toxicidad
En el último número del Butlletí de Farmacovigilància de Catalunya se revisan los efectos adversos cardiovasculares del cilostazol, un inhibidor de la fosfodiesterasa III con actividad antiagregante plaquetaria y comercializado para el tratamiento de la claudicación intermitente. Ha mostrado una eficacia sintomática muy modesta, puede producir efectos adversos graves (arritmias y hemorragias) y presenta riesgo de interacciones. En Cataluña hasta junio de este año se han notificado 17 casos de sospecha de reacciones adversas por cilostazol, sobre todo neurológicas y cardiovasculares.

También se revisan los riesgos cardiovascular y hepático de la dronedarona (noticia julio 2011), y se hace eco de las notas de la AEMPS sobre la suspensión de comercialización de buflomedil a partir de julio de este año, y del riesgo de reacciones de hipersensibilidad graves en el personal en contacto con preparados de Plantago ovata.

 

Destacamos algunos artículos de reciente publicación:

 

Categoría: Eficacia
La rosuvastatina (Crestor) no es más eficaz que la atorvastatina para reducir la progresión de la aterosclerosis, según los resultados preliminares de un ensayo clínico (Nota de prensa).

En el ensayo SATURN, promovido por el laboratorio fabricante de rosuvastatina, 1.385 pacientes con cardiopatía isquémica fueron aleatorizados a recibir rosuvastatina (40 mg al día) o bien atorvastatina (80 mg al día) (Curr Med Res Opin 2011;27:1119-29). Después de dos años, no se observaron diferencias significativas en el cambio del volumen de ateroma.

 

Destacamos algunos artículos de reciente publicación:

  • Una revisión sistemática y metanálisis sobre la eficacia de la vitamina A para mejorar la mortalidad y la morbilidad en niños menores de 5 años (BMJ 2011; 343:d5094) y un editorial (BMJ 2011; 343:d5294).
  • Una revisión sintética de la guía actualizada del NICE sobre tratamiento de la HTA (BMJ 2011;343:d4891) y la guía completa (NICE 2011;agost).
  • Un metanálisis de estudios observacionales sobre uso de magnesio y disminución del riesgo de diabetes de tipo II (Diabetes Care 2011;34:2116-2122).
  • Un estudio sobre la observancia de las normas de la FDA por parte de los anunciantes de medicamentos (Plos ONE 2011;6:e23336).