Archivos

Usted está viendo actualmente el archivo March 2008
Categoría: Toxicidad
Los resultados del ensayo clínico HORIZON mostraron que una administración intravenosa anual de ácido zoledrónico reduce el riesgo de fracturas en mujeres postmenopáusicas con osteoporosis (NEJM 2007;356:1809-22). Sin embargo, se observó una mayor incidencia de fibrilación auricular grave entre las tratadas con ácido zoledrónico que entre las del grupo placebo (noticia anterior). Una revisión de los datos del ensayo FIT con alendronato reveló una tendencia a un aumento del riesgo entre las tratadas (NEJM 2007;356:1895-6).

Con el fin de evaluar esta posible asociación, se ha publicado un estudio de casos y controles a partir de una base de datos en mujeres con osteoporosis (BMJ 2008). Se incluyó a 13.586 pacientes con fibrilación auricular o flúter, y 68.054 controles. Se identificaron 435 casos y 1.958 controles como usuarias de bifosfonatos, sobre todo con alendronato y etidronato. No se observó un incremento del riesgo de fibrilación auricular o flúter entre las tratadas con bifosfonatos en comparación con las no tratadas.

 

Categoría: Toxicidad
La interrupción del tratamiento hormonal en la postmenopausia puede reducir algunos de sus efectos adversos, pero otros parecen persistir, según un estudio de seguimiento de las participantes incluidas en el Women’s Health Initiative (WHI) (JAMA 2008;299:1036-45).

Los resultados del ensayo WHI mostraron que el uso de tratamiento hormonal con estrógenos y progestágenos se asociaba a un aumento del riesgo cardiovascular y de algunas neoplasias en comparación con placebo (JAMA 2002;288:321-33). Aproximadamente 16.000 mujeres postmenopáusicas incluidas en el ensayo WHI fueron seguidas durante 3 años después de que el ensayo se parara debido a un aumento del riesgo de cáncer de mama invasivo en las tratadas. El aumento del riesgo cardiovascular observado en las mujeres tratadas durante el ensayo no se observa durante la fase de seguimiento. No obstante, se observó una tendencia al aumento de riesgo de procesos neoplásicos, aunque sin significación estadística. Los autores concluyen que los riesgos superan los efectos beneficiosos del tratamiento hormonal, y que el mayor riesgo de neoplasias requiere una vigilancia cuidadosa tras suspender el tratamiento.

 

Categoría: Toxicidad
Según un metanálisis reciente, los estimulantes de la eritropoyesis (epoetina y darbepoetina) en el tratamiento de la anemia en pacientes con cáncer se asocia a un aumento del riesgo de tromboembolismo venoso y de la mortalidad (JAMA 2008;299:914-24).

En pacientes con insuficiencia renal crónica el tratamiento con eritropoyetina a dosis para conseguir concentraciones altas de hemoglobina (de más de 12 g/dL) se ha asociado a un aumento de la morbimortalidad cardiovascular, y en pacientes con cáncer se ha observado que acorta el tiempo de progresión del tumor y la supervivencia (Butll Groc 2007;20:5-8).

Con el fin de evaluar la mortalidad y el riesgo de acontecimientos tromboembólicos, se evaluaron las tasas de mortalidad de 51 ensayos clínicos en unos 14.000 pacientes con cáncer, y los acontecimientos tromboembólicos de 38 ensayos con más de 8.000 pacientes. Los resultados muestran que los pacientes con cáncer tratados con epoetinas tienen más riesgo de acontecimientos tromboembólicos (RR de 1,57) y de la mortalidad (HR de 1,10) en comparación con los controles.

Estos hallazgos confirman los riesgos del uso de epoetinas en el tratamiento de la anemia en pacientes con cáncer y resaltan la necesidad de evaluar los beneficios y los riesgos en estos pacientes.